jueves, 20 de julio de 2017

#AWBDescorcha #AmigosDelBolsillo

En una nueva entrega de #AWBDescorcha que comenzamos en la semana del dia del amigo, los integrantes de Argentina Wine Bloggers nos propusimos acercar cada uno nuestra reseña personal sobre los vinos que no te rompen la economía familiar, esos vinos que podemos llamarlos "diarios" para no andar descorchando vinos costosos todo el tiempo. #AmigosDelBolsillo.

La idea de mis vinos elegidos es poder brindar opciones que se encuentren presentes en el super o en locales donde haya una buena y variada oferta de etiquetas. Muy cerca de mi casa cuento con una opción de cada tipo, un hipermercado de la cadena Coto, y una de las sucursales de Kalimnos, tienda "gourmet" especializada en fiambres, embutidos y demás cosas ricas que se llevan bien con el vino.

Tratando de respetar la pauta del grupo de no superar un valor sugerido al publico de $170 Pesos (sin aplicar descuentos ni promociones), les dejo algunas opciones de blancos, tintos, rosados, y hasta me animo a una opción dulce!

Para saber donde encontrarlos, voy a identificar a la cadena del hipermercado con una (S) y al local gourmet con una (K), no sea cosa que saquen provecho de tanta publicidad gratuita en mi blog (?)

Comenzamos con los blancos:

Histórico, siempre presente en alguna mesa familiar, rico, fresco, para acompañar la comida, solo, con soda, con hielo, como quieras! Uno de esos que nunca te va a fallar. Etchart Privado Torrontés: $73 (S). Hoy por hoy realmente muy difícil darle pelea a ese valor con la historia que tiene este vino.

Un Chardonnay, para quienes buscan un vino correcto por poco dinero en esta cepa, Goyenechea Varietales Chardonnay: $94 (S) Tal vez un poco austero en nariz, pero es una buena opción sin madera, por menos de $100.


Un distinto, si querés llegar a la mesa de un amigo con algo no tan común y no dejar pelada la billetera, por $94 Pesos (S) te llevas una botella del Torrontes Diego Murillo, cual es la parte distinta? las uvas son de Rio Negro!

Uno que se ganó mi corazón, no dejo de comprarlo, y su valor está ahí cerca del límite para esta selección. Domingo Hermanos Torrontés: $160 (S). Si querés amigarte con el Torro de Salta no podes dejar de comprar este vino.



Los rosados, no podemos olvidarnos de los vinos que tanto nos refrescan durante el verano, porque no tomarlos todo el año? cada vez hay mas etiquetas en el mercado (muchas algo costosas) pero por ahora se puede encontrar buenas opciones con valores económicos. Anoten estos dos:

Portillo Rosé Malbec: $97 (S). No dudo en incluirlo ya que toda la linea Portillo está muy correcta, y sinceramente conseguir un vino de una bodega reconocida, bien logrado y debajo de los tres dígitos, hoy se merece estar en la selección.

Elementos Rosado de Torrontés: $107 (S). Otro de bodega grande, creo que esta etiqueta de El Esteco es nueva (o por lo menos yo no tenía registro de verla en góndola o haberla probado) Rica acidez, para tomar bien fresco, pasa muy fácil - me tomé la botella mientras estuve un par de horas en la cocina sacando lustre a mis dotes de cheff (?) -


Con los tintos me pasó que fue bastante difícil conseguir vinos por debajo de los $100, si bien los hay, también es cierto que hay mucha etiqueta vapuleada o menospreciada por el consumidor. Acá va mi intento con tres buenos "Sub $100", y otros mas hasta llegar a los $170.

Portillo Cabernet Sauvignon: $94 (K) Mismo precio para el Malbec, superando el valor encontrado en el super. Como dije antes, la linea completa es correcta, y tomar hoy un malbec o cabernet de bodega reconocida, por este dinero, es misión casi imposible.

Don Valentin Lacrado: $99 (S). Uno de los clásicos de nuestro país, blend de Malbec, Cab.Sauvignon y Merlot. De esos vinos que conoce hasta el que no toma vino. Cuanto hace que no descorchas uno? Uno de los que cuando se descorcha a ciegas, sorprende a mas de uno.

Lopez Malbec: $111 (S), en una lista de este tipo es infaltable al menos un vino de Bodegas Lopez, otro clásico que no sabe de modas, histórico y con su propio estilo, el estilo Lopez. Honor y gratitud a uno de los vinos que escribió la historia de la industria local.



Doña Paula Los Cardos Cabernet Sauvignon: $ 149 (S). Si buscan un Cabernet un poquito mas "armado" la histórica linea de Doña Paula cumple.

Eugenio Bustos Cabernet Sauvignon (Finca La Celia): $ 93 (K). La bodega está trabajando muy fuerte en su posicionamiento, con nuevos vinos y rediseños del arte de algunas etiquetas. Si sos un fan del C.Sauvignon y necesitas uno para todos los días, buscalo.

Desierto 25 Blend (Cab.Sauvignon, Malbec, Syrah): $120 (K). Otro de esos vinos con los que podes sorprender en la mesa de amigos, originario de La Pampa, un vino que si después de probarlo te preguntan cuanto cuesta, seguro decís un precio superior.

Colonia Las Liebres Bonarda Clasica: $121 (K). Un Bonarda bien sincero y muy fácil de beber. Yo suelo tomarlo bien refrescado. Alto Las Hormigas da pelea en una franja de precios "de batalla".

La Colonia Cabernet Sauvignon o Malbec: $150 (S). Una linea de Norton que no tanta gente ha probado aún. Cumple? Si, tanto el Cabernet como el Malbec están bien acomodados, y creo que tienen una relación justa precio calidad.


Una opción dulce para los que gustan de una copa con el postre, poco promocionado corte chardonnay y torrontés de Finca Ferrer. Viento Sur Dulce Natural. Lo podes encontrar en la góndola del super a la módica suma de $91.



Recuerden siempre que si bien los canales de venta mencionados ofrecen promociones y descuentos que pueden ser tentadores, los Argentina Wine Bloggers siempre intentamos pregonar la compra en locales especializados. Puede ser una vinoteca de barrio, una "de cadena" o ese lugar especial al que ya te acercas a disfrutar de degustaciones, amigos y vino. #ElVinoEnVinotecas

Feliz día para todos los amigos del vino, y en especial para mis amigos de toda la vida, esos que siempre siguen mi pasión por la noble bebida nacional.

Salù
Diego Pernas
@ARGysusVinos

martes, 11 de julio de 2017

Montana Wines a portfolio completo

Hace varias semanas atrás varios miembros de Argentina Wine Bloggers nos juntamos con los amigos de Montana Wines, Cesar Vera Barros y Matias Lopez nos abrieron las puertas de su espacio, Viña Urbana para poder probar el portfolio completo que tienen a cargo.

Vino? mucho, muchísimo! mas de 60 etiquetas a disposición para degustar, en una noche espectacular donde estuvimos bien acompañados, y hasta nos dimos el lujo de acompañar los vinos con varios cortes de carne, donde Cesar aprovechó para lucirse como asador.

Cesar nos deleitó con excelentes cortes de carne a la parrilla.
El portfolio de Montana incluye las marcas Durigutti, Miras, Alba de los Andes, Fuego Blanco, Aguijon de Abeja, Castore, Carmela, HD, Begani, Collovati y Lamadrid. Todo esto resulta en algo mas de 60 vinos, los cuales estuvieron en su totalidad a disposición para nosotros.

Teníamos tiempo, mucho vino y buena comida, así fue que nos dispusimos a probar cada una de las etiquetas, comenzando con los blancos, todos bien refrescados en dos grandes fraperas. Luego seguimos con todos los tintos dispuestos sobre la larga mesa de la vinoteca.

Nos esperaba una fuerte batalla...
Personalmente preferí para este detalle mencionar en el caso de los tintos, los que mas me gustaron de cada linea, y no comparar mismas cepas, había realmente mucho vino y en mi caso puntual, tenía muchas etiquetas que todavía no había probado, así que no quise perder la oportunidad.

Para los blancos, si hice una pequeña selección entre todo lo probado, ya que eran muchas menos etiquetas. Mis elegidos:

Ambos Fuego Blanco ("Traminer" y S.Blanc)
Durigutti Viognier
Collovati Torrontes.


Pasando a los tintos, menciono cada linea y sus destacados, siempre siguiendo mi paladar o gusto personal. Intento con las fotos reflejar todas las etiquetas del portfolio, aunque seguramente me haya quedado alguna perdida en el camino.

La linea Aguijón de Abeja me resultó bastante pareja, en lo que respecta a mi gusto no hubo una etiqueta que resaltara mucho sobre el resto. Buenas opciones a buen precio.

Uno de los que mas me gustó de la noche, y con una muy buena relación precio calidad fue el Castore, un vino sin madera, proveniente de La Rioja, con historia familiar de Cesar Vera Barros incluida. Muy lindo Malbec sub $200.


De la linea clásica de Durigutti sobresalieron el Malbec (cosecha 2015) y un nuevo Petit Verdot, misma cosecha. 

Con respecto a la linea Reserva de Durigutti, si bien no se encuentran tan cerca de mi gusto personal, reconozco que son vinos bien logrados, donde pude destacar el malbec, el petit verdot y el cabernet sauvignon. Los que menos me agradaron fueron el bonarda y el blend.


En lo que repecta a Alba de los Andes, la etiqueta que mas me agradó fue la mas económica, el Malbec Reserva 2015, otro vino apenas abajo de los $200.


Las etiquetas de Begani, de la bodega Lamadrid, me sorprendieron todas para bien, no solo porque hasta el momento no las había probado, sino porque en mis largas anotaciones de la noche marqué las 3 etiquetas con buenas reseñas. El Master Blend fue mi preferido, un corte malbec, cabernet sauvignon, cabernet franc y bonarda con 24 meses de roble nuevo (en este caso mi preferido fue el mas costoso de la linea)


Carmela, otra de las lineas de Durigutti, estuvo presente con sus etiquetas Reserva, Guarda y Gran Reserva. Son 3 malbec 100% provenientes de Las Compuertas. Me gustó un poquito mas el Reserva, corpulento y de final largo, muy buena presencia.


Pude probar también un Malbec Reserva de Collovati, oriundo del Valle de Famatina. Me gustó mucho por ser un vino franco, sin tantas pretensiones, fresco, agradable y directo. Una etiqueta que ronda los $300, y que mando directo a la foto final de lo que mas me gustó de la noche.

Miras ya me había sorprendido en los blancos con el Chardonnay 2013. En el caso de los tintos de la bodega pude destacar el Reserva 2011, un tinto gordote con 18 meses de roble que se presentó con una nariz realmente muy agradable.


Lamadrid estuvo presente con sus Single Vineyards, clásicos y reserva. Todos los SV son de Agrelo, y los que mas llamaron mi atención fueron el Bonarda (en la linea "clásica") y el Cabernet Fanc en la linea "reserva". Párrafo aparte para el Single Vineyard Gran Reserva Malbec 2012, un vino de esos mas golosos, y con mucha cuerda para rato.

Las estrellas de la noche? un Durigutti 10 años que estaba en un momento increíble, robusto pero sedoso, para disfrutar copa a copa. El otro destacado de Durigutti fue el Victoria cosecha 2009, un blend de Malbec, Cab.Franc y Petit Verdot que entregó muchas capas diferentes para apreciar. Por último se destacó otra "señora", Matilde Single Vineyard Malbec de Lamadrid, una bomba de sensaciones a todos los sentidos (y la botella que me traje a casa cuando dieron bandera verde para llevarse todo lo que quedaba)

Algo de lo que mas me gustó de la noche.
Como pueden observar pasamos una gran velada, fuimos recibidos y tratados de la mejor manera, Cesar y Matias son dos anfitriones de primer nivel, ademas nos pegaron un "baile" importante con tanto vino, pero debo destacar que todos salimos bien derechitos por la puerta al finalizar la noche. Ante todo, bebedores responsables.

Gracias una vez mas Cesar y Matias por una gran noche, por abrirnos la puerta de su casa, y por tratarnos tan bien.

No dejes de leer la nota de Nicolas Orsini en su blog con su detalle de esta gran noche!


Salú
Diego Pernas.
@ARGysusVinos.







viernes, 23 de junio de 2017

#MiPrimeraVez

Como parte de una nueva movida conjunta de Argentina Wine Bloggers, cada uno de los miembros nos propusimos narrar nuestros comienzos en el mundo del vino, esos primeros acercamientos o experiencias que fueron prendiendo la chispa dentro nuestro, para que la pasión por el vino comenzara a tomar forma.

En mi caso puntual, no tuve presencia del vino en la mesa familiar, ya que mis padres no eran consumidores asiduos de vino, solo se tomaba vino en alguna salida ocasional a comer afuera con el resto de la familia.

Mis primeras experiencias "informales" con el vino se remontan a mis tiempos de colegio secundario, época en la que visitamos seguido la casa quinta de una compañera de clase, y solíamos atacar la despensa del dueño de casa. Ahí si había vino cada vez que se sentaban a la mesa, y nosotros que nos creíamos muy vivos, lográbamos robar de vez en cuando alguna botella de Carcassone o Valmont, siempre tinto, y nos escondíamos por algún lugar del gran parque a compartirla.

Unos años más tarde, por el año 2002, tuve mi primera experiencia formal con el vino, gracias a un amigo con quien todavía hoy comparto buena comida y bebida, Agustín Orso. Fue él quien me invitó a lo que sería mi primera degustación. Asistimos al Museo Renault a probar unos vinos nuevos de Doña Paula, la bodega se encontraba en pleno posicionamiento comercial de la línea Los Cardos, lanzada al mercado pocos meses antes. Ese día fue la primera vez que recuerdo haberme detenido en los aromas que contenía la copa, por supuesto siguiendo las palabras de quien guiaba la cata en esa oportunidad. Mas de una vez recuerdo lo sorprendido que me fui ese día con los aromas que salieron de esa primera copa de Sauvignon Blanc, algo que en el camino de regreso a casa con Agustín, comentamos varias veces.

Ahí fue cuando comenzamos con Agustín a probar algunos vinos. Así es como recuerdo un verano entero en su departamento tratando de matar el calor agobiante ya sea durante la tarde o la noche, disfrutando Humberto Canale Blush con hielo y algunas veces el Santa Julia Chenin Dulce bien helado, y diversos tintos económicos que comprábamos para probar.

Algunas etiquetas que recuerdo haber comprado para comenzar a probar vinos.
Recuerdo también la primera vez que intenté sorprender a mi grupo de amigos con un vino. Grupo sumamente cervecero por esas épocas, donde recién habíamos terminado la secundaria. Así fue como una noche luego de salir del trabajo, ya finalizando el año 2002, llegué al punto de reunión de esa noche (la casa de Juan Pablo) con un botellón de 3 litros de San Felipe 12 Uvas para acompañar lo que saldría de la parrilla. No había en esas épocas en nuestras casas un sacacorchos que pudiera lidiar con semejante botella, e inexpertos nosotros, por supuesto terminamos con el corcho dentro de la botella, y colando el vino "caseramente".


La mítica caramagnola de San Felipe (etiqueta actual)
En 2007 tuve la oportunidad de pisar Mendoza por primera vez, acompañando a mi mujer en un viaje de trabajo organizado por ella para un grupo de jerárquicos de un conocido laboratorio. El itinerario incluía visita a Zuccardi y otros dos restaurantes ubicados en distintas bodegas. Me ganó la ansiedad, y el mismo día que llegamos, me fui solo a conocer La Rural y su Museo del Vino. 

Mi primera vez en un viñedo. La Rural (Diciembre 2007)
Luego con el grupo completo, recuerdo un almuerzo realmente fuera de serie en la Casa del Visitante en Zuccardi, y una cena en el restaurante de Francis Mallman dentro de Escorihuela Gascón, el famoso 1884. Esa noche estuve por primera vez en la cava de un restaurante.


Subsuelo en 1884, el restaurante de Francis Mallman en Bodega Escorihuela Gascon (2007)
Ya algo más cerca en el tiempo, promediando el año 2011, me obsequiaron la inscripción a lo que fue en su momento el Club de Vinos de El Querandí. Ahí participé un año y medio de diversas catas, y fue mi primer acercamiento oficial a las palabras de profesionales de la industria que guiaban esos encuentros. Ahí pude conocer a las primeras bodegas que comenzaría a recordar, como Proemio, Budeguer, Intimayu, Don Diego y otras tantas.

El resto es historia conocida y reflejada en el blog desde 2014, mis primeras visitas a Vinoteca Mr. Wines, la posibilidad de estar en diversos eventos y ferias del vino, y los viajes compartidos con gente amiga de "La Cueva" y otros miembros de AWB. Hoy, mirando un poco hacía atrás y comparando con el presente, veo a ese mismo grupo de amigos con quienes compartí ese botellón de San Felipe hace 15 años, y a Agustín quien me invitó a mi primera degustación, todos siguen presentes y son los mismos que hoy se animan a probar cada botella que descorcho en casa cuando nos juntamos, y escuchan mis explicaciones sobre cepas, zonas, enólogos y todo eso que nos gusta escuchar, aprender y transmitir a quienes amamos el vino. 

Esa chispa de hace 15 años ya se transformó hace tiempo en el fuego que alimenta esta pasión por seguir aprendiendo, probando y por sobre todas las cosas, por compartir con cada persona que tengo cerca este maravilloso mundo del vino.  

Salú
Diego Pernas.
@ARGysusVinos.